Somos Commarca

Ponemos en común bienes y servicios valiosos para la comunidad. Si tu empresa ofrece algo bueno, mediante prácticas responsables que apuntan al mundo que queremos para nuestros hijos, bienvenido. Sentate, ponete cómodo, contanos. Te escucharemos y ayudaremos a pensar qué comunicar, cómo, cuándo, a quién y por qué para alcanzar tus objetivos. Investigaremos la situación e imaginaremos una mejor. Te asignaremos un equipo con los especialistas necesarios para implementar acciones o campañas efectivas. Crearemos y difundiremos mensajes para movilizar a tu público. Cuidaremos tu marca agregando valor sobre atributos que consumidores o usuarios experimentan y valoran. Nuestra fórmula apunta a generar sinergia con vos, tus clientes y toda la comunidad.

 

 

 

Coworking Partners

Colaboración y correlatividad

“Todos somos genios, pero si juzgas a un pez por su capacidad de trepar árboles, vivirá toda su vida pensando que es un inútil”, Albert Einstein.

Esta frase explica nuestra filosofía colaborativa. Entendemos que un individuo solo puede desarrollar su potencial cuando encuentra su función natural en la comunidad, que es correlativa con la de otros. La sociedad del conocimiento demanda que las empresas se adapten y reorganicen para competir por la luz y el agua a través de los nuevos soportes. Conscientes de la demanda de nuevos servicios decidimos juntarnos, para ser peces que nadan, monos que trepan y pájaros que vuelan, al ritmo de directores que juegan a dioses.

 

Imagen y sonido

“Imagínese a un hombre sentado en el sofá favorito de su casa. Debajo tiene una bomba a punto de estallar.Él lo ignora, pero el público lo sabe. Esto es el suspenso”, Alfred Hitchcock.

De esta manera, el Edgar Allan Poe del cine, nos recordaba que el público es el que completa cualquier película. Siguiendo su enseñanza trabajamos poniéndonos en el ojo del espectador, con lógica  e imaginación . De esta forma, siempre atentos a lo que debemos comunicar, ofrecemos guiones, dirección y producción de contenidos audiovisuales para formatos digitales o televisión.

Concepto y redacción

“Es supersticiosa y vana la costumbre de buscar sentido en los libros, equiparable a buscarlo en los sueños o en las líneas caóticas de las manos”, Jorge Luis Borges.

¿Qué quiere decir nuestro gran lector y escritor? El sentido de un signo está en otro signo, pero las cosas en sí mismas duermen en una dimensión misteriosa. Este Borges escribió “líneas caóticas de las manos”, descartando un plan subyacente o una mano divina detrás de las manos. Otro Borges jugó con la idea opuesta, un universo lógico y la posibilidad de descifrar su sentido en las manchas de un tigre. Lo cierto es que todos los Borges fueron escépticos y eligieron sus ideas con criterio estético. No podía aspirar a la Verdad pero sí a la Belleza, que se justifica en sí misma como la felicidad. Nuestra tarea, pragmáticos mercaderes de la palabra, es menos digna. Vendemos palabras. Pero no al mejor postor. Lo hacemos por dinero, pero solo si nos provoca placer. Escribimos proyectos que creemos apuntan a un mundo más feliz.

Diseño e ilustración

“La única diferencia entre un loco y yo, es que el loco cree que no lo está, mientras yo sé que lo estoy”. Salvador Dalí

Rescatamos esta frase porque habla de la consciencia sobre la identidad, algo central a la hora de ilustrar o diseñar profesionalmente. Creemos que la diferencia entre un buen diseño y uno malo es el grado de consciencia de cada uno de sus trazos. Nosotros sabemos que no hacemos arte como Dalí. No buscamos decir algo de lo “indecible” y nuestra obra no se justifica en sí misma. Nuestra tarea es desarrollar una imagen, siguiendo objetivos de posicionamiento y ventas. Servimos a un proceso intencionado y coherente de construcción de identidad, donde cada elemento debe responder a la lógica o locura de la marca. En nuestro terreno, dibujar un Dalí sin bigote es una verdadera locura.

 

Espectáculos y experiencias

“Soy egoísta, impaciente y un poco insegura. Cometo errores. Pierdo el control y a veces soy difícil de lidiar. Pero si no puedes lidiar conmigo en el peor momento definitivamente no me mereces en el mejor”, Marilyn Monroe.

Marilyn era una mujer tan bella como inteligente y temperamental. Su expresión es profunda ¿Será que en cualquier relación los buenos momentos justifican a los malos? En definitiva cuando producimos eventos y espectáculos, buscamos generar experiencias placenteras e inspiradoras, momentos felices que escapen de la rutina y refuercen relaciones.

Creatividad y publicidad

“La vida es eso que pasa mientras estamos planeando otras cosas”. John Lennon

Los creadores deben tener sensibilidad para percibir problemas e imaginación para vislumbrar mundos mejores. Todo comienza por allí, “imagine all the people…”. John (hay que ser grande como Diego para que el apellido sea redundante) no solo escribía la letra y componía la música sino que también orquestaba a la mejor banda para una perfecta interpretación. Salvando distancias, nosotros nos dedicamos a concebir ideas, materializarlas y difundirlas. Seguramente la publicidad, entendida como una voz hipnótica que incita al consumo irracional, quedaría afuera del mundo ideal y pacífico que imaginó John. Pero la profesión no es mala en sí misma. Si la ejercemos con responsabilidad puede servir para hacer públicas cosas tan buenas como “The Beatles”. Lo importante es recordar el sentido último de toda creación: hacer un mundo mejor para todos.

Tecnología e innovación

“El sistema es que no hay sistema. Esto no significa que no tengamos un proceso. Apple es una empresa muy disciplinada y tenemos grandes procesos. Pero esto no es de lo que se trata. Los procesos te hacen más eficiente. Pero la innovación viene de la gente que se reúne en los pasillos y que se llama a las 10 y media de la noche para contarse una nueva idea”, Steve Jobs.

Admiramos la simpleza, elegancia, inteligencia y pasión de este gran visionario. Trabajamos con un método pero con la cabeza levantada a los cambios sociales para poder ofrecer soluciones flexibles e innovadoras. Sinceramente, no nos levantamos cada mañana preguntándonos cómo encararíamos el día si fuera el último de nuestra vida. Seguramente lo haríamos de otra manera la mayoría de las veces. Sin embargo, cada tanto nos preguntamos si estamos trabajando de lo que más nos gusta dentro de lo posible. Y la respuesta hasta ahora siempre ha sido positiva.